JOSEFINA TAPIA STROUD

Josefina, Rancho Viejo, Tx. “Fina” Tapia Stroud de 89 años, entró al descanso eterno el martes 26 de enero de 2021 en su residencia de Rancho Viejo, Texas rodeada de su familia. Ella nació en Monterrey, México en la fiesta de San José; el 19 de marzo de 1931. Ella creció en el rancho de su familia junto al río San Juan cerca de Monter- rey. Ella asistió al Colegio para niñas Williams en la Ciudad de México y durante las vacaciones ella disfrutaba ayudando en el salón de belleza de su hermana en Monterrey, donde se ella se convirtió en una talentosa peluquera.

Ella se casó con Manuel R.Tapia en 1952 y se mudó a Matamoros. En Matamoros ella fue miembro activo del Rotary Club, apoyando especialmente a su esposo durante su mandato como gobernador de distrito. Ella se ofreció como voluntaria en diferentes organizaciones como The Gilberto Association y trabajó con su esposo en la fundación del asilo de ancianos Asilo de Ancianos Pan de Vida en Matamoros. Después de su fallecimiento en 1979, Josefina tomó la batuta del negocio de su difunto esposo manejando una exitosa agencia de aduanas en Matamoros y una empresa de transporte en

Brownsville. Ella se retiró en 1991 y se mudó a Rancho Viejo, donde conoció al nativo de Iowa y veterano de la Fuerza Aérea Robert Stroud, con quien se casó en 2001. Josefina amaba su vida en Rancho Viejo con su familia, muchos amigos queridos y las actividades en la casa club. Robert falleció en 2014.

La gente a menudo la felicitaba por su apariencia y amabilidad. Ella apreciaba la belleza y el refi namiento y estar al tanto de las últimas tendencias de la moda. Ella amaba los pájaros y la jardinería, pero nada comparado con su amor y dedicación hacia su familia.

Josefina fue una gran bailarina y una devota católica. En Rancho Viejo ella perteneció al Garden Club, un par de grupos de oración y cursos de superación personal y disfrutó participando en los muchos eventos organizados por Rancho Viejo Country Club. Ella era una persona compasiva con una pasión por ayudar a las personas, especialmente a las viudas y los huérfanos.

A ella le precedieron en la muerte sus padres, su hermana Eva Garza y varios otros hermanos.

Le sobreviven sus cuatro hijas: Olimpia Tapia de Brownsville, Nydia Tapia Gonzales de Harlingen (Lupe), Edith T. Mc-Cumber de Rancho Viejo (Gregg) y Josefina T. García Moreno de Brownsville (Rogelio); hijastros: Jeff Stroud de De Moines, Iowa (Susan), Pat Stroud de Vallejo, California (Laurie) y Joanne Stroud de Missoula, Montana; sus nietos: Cynthia Alejandra Cardenas (Juan Carlos), Paola López, Maribe Garza (Joe), Paloma López Church (Matthew), Luis Alberto De La Garza Tapia (Karla), Manuel Román De La Garza Tapia, Sebastian De La Garza Tapia ( Silvia), Rogelio, Rodrigo y Manolo García Moreno; y por sus bisnietos: Juan Carlos, Santiago, Joe, Isabella, Eva Luisa, Jude y Lucas.

Los servicios funerarios serán privados.

En lugar de flores, se pueden hacer donaciones en su memoria al Asilo de Ancianos Pan de Vida, PlainsCapital Bank, (956) 544 3600, Cuenta No. 7564903900. Los recuerdos de Fina se pueden compartir en www.darlingmouser.com.

Los arreglos funerarios personalizados se han confiado al cuidado de Darling Mouser Funeral Home en 945 Palm Boulevard en Brownsville, Texas 78520, (956) 546 7111.