Preocupa a Matamoros incremento de casos positivos por COVID-19; llega a 135, Tamaulipas suma 655

Por AURORA OROZCO/El Nuevo Heraldo


Este miércoles, el gobierno de Tamaulipas confirmó 20 nuevos casos positivos a COVID-19, el acumulado asciende a 655, 139 recuperados y 29 defunciones.

-Cortesía

MATAMOROS — El gobierno municipal de Matamoros lamentó que la cifra de casos positivos a COVID-19 alcanzara los 135 este miércoles en esta ciudad frontera con Brownsville.

“Al momento, nuestra ciudad cuenta con 135 casos confirmados de COVID-19. Por favor, ¡Quédate en casa!”, publicó el gobierno de Matamoros en su página de Facebook.

El martes, el alcalde de Matamoros Mario López insistió al gobierno del Estado solicitar a nivel federal que se restrinja el ingreso de ciudadanos estaounidenses y residentes de EEUU a México y solo se permita cruzar a las personas que demuestren que tienen residencia en Matamoros o que vienen a trabajar, porque esto es una actividad esencial.

El gobierno de Matamoros señaló que decenas de residentes y ciudadanos americanos ya cruzaron hacia esta frontera.

En el último reporte del gobierno de Tamaulipas, se informó que el número total es de 655 en todo el estado, con 20 casos nuevos positivos en las últimas horas.

Un total de 19 hombres y una mujer fueron confirmados a COVID-19 durante el transcurso de este martes por un laboratorio privado autorizado por la federación, informó la secretaria de Salud, Gloria Molina Gamboa.

Se trata de 10 hombres de Madero de 50, 46, 36, 63, 37, 47, 54, 50, 36 y 48 años de edad, así como una mujer de 47 años.

En Tampico se reportaron ocho hombres de 41, 52, 42, 57, 63, 45, 48 y de 51 años de edad.

Por último, un hombre de 35 años del municipio de González.

Con los nuevos casos, la cifra oficial en Tamaulipas asciende a 655 positivos, 139 recuperados y 29 defunciones.

Tanto el gobierno estatal como municipal siguen haciendo llamados a la población a quedarse en casa para disminuir la velocidad de transmisión del virus, limitar daños a la salud de los más vulnerables como son los adultos mayores de 60 años, embarazadas y personas con enfermedades crónicas para evitar defunciones.