Proteja a menores

Por Nubia Reyna
Redacción

El Departamento de Estado de los Estados Unidos, en colaboración con la Agencia de Pasaportes de Houston y el Consulado de México en los Estados Unidos, realizó una conferencia de prensa ayer para aumentar la conciencia sobre el proceso de pasaportes de los Estados Unidos para menores a lo largo de la frontera sur.

Fernando J. Valdés Vicencio, cónsul adjunto del Cónsul de México en Brownsville, dijo que hay beneficios por tener un pasaporte, aún más en la frontera porque acelera el tiempo para cruzar de regreso a los Estados Unidos si están cruzando por tierra y también protege a los niños si tienen que viajar a México.

“ Acelera el tiempo para cruzar y aún más si cruzan por tierra, hay una línea especial para los pasaportes estadounidenses que les ahorrará más de una hora si hay una larga cola”, dijo Valdés Vicencio. “También protege al niño si tiene que viajar a México, si los padres son mexicanos y están aquí indocumentados, permite que los niños tengan sus documentos estadounidenses y que vengan a los Estados Unidos a visitar o ir a la escuela, incluso si los padres no pueden venir. Es más fácil hacerlo aquí que si lo hacen en un consulado de Estados Unidos en México”.

Valdés Vicencio dijo que los padres indocumentados de niños estadounidenses pueden obtener el pasaporte de su hijo si muestran sus pasaportes mexicanos como su documento de identificación oficial.

Ashley Kapsar, gerente de servicio al cliente de la Oficina de Asuntos Consulares del Departamento de Estado de EEUU, dijo que no se verifica el estado legal de los padres que no presentan la solicitud.

“ Cuando recibimos las solicitudes, el estado legal no se verifica, no pedimos el estado de los padres que no solicitan”, dijo Kapsar. “Es genial documentar a los niños con sus pasaportes estadounidenses aquí en los Estados Unidos. Es un proceso fácil, hay más instalaciones de aceptación en este lado de la frontera que en un consulado o embajada en México”.

Kapsar dijo que para solicitar un pasaporte, la familia puede ir a un centro de aceptación donde pueden presentar los documentos necesarios para el pasaporte de un niño. Los requisitos son: completar el formulario de solicitud DS-11 para el nuevo pasaporte, dos fotos de pasaporte, prueba de ciudadanía de los hijos, evidencia de la relación de los padres, consentimiento de los padres (si uno de los padres está solicitando) y la tarifa del pasaporte.

La tarifa para el pasaporte es de $ 115 y para la tarjeta de pasaporte es de $ 50.

“Recomendamos a los padres que piensen en los pasaportes como una buena opción para los niños que no tienen 16 años de edad, que no tienen una licencia de conducir pero que aún desean algún tipo de identificación que establezca su ciudadanía”, Andrés Rodríguez, oficial de relaciones comunitarias de la Oficina de Pasaportes Servicios del Departamento de Estado de los Estados Unidos, dijo. “La región fronteriza es única porque no está en todas partes del mundo donde Estados Unidos toca fronteras. En México tenemos nueve consulados, tenemos una gran presencia en México y sé que nuestros colegas allí están felices de servir “.

—nreyna@brownsvilleherald.com