Calcomanías de seguridad

POR BERENICE GARCIA
The Monitor

El Departamento de Policía de Alton lanzó un programa para garantizar que las personas con discapacidades no reciban una multa de tránsito por error.

Conocido como el programa de calcomanías de seguridad, permitiría que las personas diagnosticadas con una condición médica o especial deban llevar una etiqueta en sus vehículos que notifique a los agentes de la ley sobre su condición.

“Si la ven (la calcomanía de la defensa) será útil para observar que no tenga algún problema el miembro de la comunidad, que no lo vean como un incumplimiento o una intoxicación”, dijo el Jefe de la Policía de Alton, Jonathan B. Flores, acerca de los oficiales que pueden interactuar con individuos que tienen estas condiciones durante una parada de tránsito o durante cualquier tipo de contacto.

La ciudad se asoció con un grupo sin fines de lucro, Ángeles de Bebo, para esta iniciativa, que se basa en un programa similar en el condado de Bexar.

“Vimos esto y sabíamos que tenía un valor tremendo, y sería algo que sería muy beneficioso para nuestra comunidad”, dijo Flores.

Alentó a los miembros de la comunidad con una afección médica o una necesidad especial de acudir al departamento de policía para completar un formulario de registro y presentar pruebas de su afección médica.

El formulario de registro le permitiría obtener la calcomanía de la defensa, pero también almacenaría la información de la persona en el sistema de despacho asistido por computadora del departamento de policía. Una vez en el sistema CAD, los agentes serán alertados de las condiciones médicas de la persona, si tienen que responder a la dirección de su casa.

“Es solo un método para que podamos asegurarnos de que haya una interacción positiva en estas situaciones y que no haya malentendidos”, dijo el jefe de la policía, y agregó que los oficiales también han recibido capacitación en autismo para enseñarles cómo interactuar con personas con esa condicion

El programa de calcomanías de seguridad está abierto para cualquier persona en el área, pero Flores dijo que espera ver a otros departamentos de la policía en el Valle del Río Grande implementarlo también.

“Esto no es algo que se limite solo a la comunidad de Alton”, dijo. “Hay personas con necesidades especiales y condiciones médicas en cada comunidad, y lo que queremos hacer es crear conciencia”.

bereniceg@themonitor.com